Si no es Daniel Quintero, ¿quién?
2 julio, 2019
Aula en Escuela del Buen Vecino
6 julio, 2019
JUAN DANIEL GOLFÍ DEPORTES Forochat
juanrojogol@hotmail.com
En plena época de Copa América 2019, cuando ninguna selección ha logrado convencer por su luminosidad en el fútbol, al igual que tampoco sobresale figura alguna en cualquiera de las posiciones del denominado deporte de multitudes, vale señores paisanos recordar a uno de los más grandes de la historia.

Alfredo Stéfano Di Stéfano Laulhé, popular en el fútbol mundial con el nombre de Alfredo Di Stéfano, nació en Buenos Aires, Argentina, un 4 de julio del año 1926, y abandonó este mundo casualmente el mismo mes de julio, un día 7 de 2014.

Con la selección Argentina deslumbró en 1947 en el suramericano. Impresionante la historia de esta gloria del fútbol, comenzó en el Club argentino River Plate, para luego militar una corta temporada en el Huracán, pero rápidamente el destino lo puso ante otros desafíos. Abandonó su país para saltar al club colombiano los Millonarios, club donde deslumbró por su fútbol mágico, veloz, ágil, creativo y estelar.

Para los que sueñan con ser grandes y ganar un lugar en la historia, deben comenzar por sincerarse, poner su cerebro más allá de pensar en llenar sus bolsillos. Les cuento que Di Stéfano, llegó a Colombia movido por la aventura de ser grande. Aquí logró protagonizar toda una época de gloria en los años 50. Fue tal su presencia rutilante, que esa época se recuerda con la denominación de la era dorada; que desde entonces, jamás se ha repetido en el fútbol colombiano.

Luego Di Stéfano alzó vuelo hacia España y se nacionalizó, de inmediato quedaron deslumbrados y se lo disputaron Barcelona y Real Madrid. Luego de rotar en cada club, la gente del Barcelona lo cedió por no convencer. Se consagró entonces con el Real Madrid. Allí Di Stéfano, se bañó de gloria y de oro, y en eso coinciden todas las fuentes que he leído. Su entrenador jamás salió del asombro, decía que era un jugador que actuaba y brillaba por dos en cualquier lugar del campo. Como goleador es un mito en el Real con un total de 65 goles, dándole a su club todos los títulos de España y 5 copas en Europa.

Di Stéfano siempre estuvo bajo la lupa de la FIFA. Su grandeza lo llevó entonces a ser declarado por el máximo organismo del fútbol entre los 4 mejores de la historia al lado de Pelé, Diego Maradona, y Johan Cruiff. He leído opiniones que coinciden en una definición: una vida llamada fútbol, todo por sus realizaciones constantes y en espiral. Alguna vez le preguntaron por su segundo oficio, la respuesta fue única: "¿Que me hubiera gustado ser ni no fuese futbolista? Ser futbolista otra vez."

Real Madrid fue leal con su histórico aporte. Por eso desde el año 2000 hasta su fallecimiento fue presidente de honor del este club, quien ha sido considerado como uno de los mejores jugadores de todos los tiempos.

Si examinamos con estricta justicia a los más destacados argentinos, Di Stéfano es el que más títulos internacionales ha ganado en la historia. Y en 1999 recibió el Super Balón de Oro, inscribiendo otro capitulo excepcional, pues nadie hasta ahora lo ha logrado. JDG para DEPORTES Forochat

En DEPORTES Forochat, nuestros columnistas invitados son responsables de sus opiniones, lo que significa que sus posiciones no comprometen en nada la linea Editorial oficial del portal de opinión global vecinal forochat.com.co

Regresa a DEPORTE Forochat, nuestro colaborador Juan Daniel Golfí, y su sentido homenaje al crack Di Stéfano, nacido un día como hoy. Imagen wikipedia.